miércoles, 19 de junio de 2019

LAS PELÍCULAS VIOLENTAS NO AYUDAN A EDUCAR NIÑ@S SAN@S

No se trata de ponernos a censurarlo todo. Pero partiendo del hecho de que de 3 a 6 años es el período más importante de la formación del ser human@ y que hay un componente biológico que favorece la psicopatía, importa el hecho de prevenir males mayores. No ayuda que un niñ@ vea películas violentas o juegue a vídeojuegos de este estilo. La realidad inspira a la literatura y la literatura puede inspirar la realidad también. No sabemos quién imita a quién. Un infante con tendencias psicopáticas puede actuar violentamente como es obvio si vive en un entorno de delincuencia. Aunque no es lo mismo un delincuente que un psicópata o sociópata, si se suman ambos factores se obtiene un ser totalmente monstruoso, psicópata delincuente. Por eso la información que los seres obtienen de fuera puede ser una mala influencia, tod@s sabemos que l@s amig@s que elegimos pueden ayudar o lastrar, al igual que los libros o la información que consultamos.
Veamos el interesante comentario al respecto de Antonio Muñoz Molina "En Pulp Fiction ni siquiera hay humor negro: tan solo hay una inhumana falta de piedad, o de compasión, para ser más exactos, una incapacidad aturdida y embrutecida de comprender el dolor y, por lo tanto, de crear personajes. Siempre se dice que con los buenos sentimientos no se hace buen arte: yo no he visto nunca una buena película en la que cualquier residuo de cualquier sentimiento esté tan ausente como en esta presunta obra maestra. Al fin y al cabo, la han hecho en un país donde hay detectores de armas de fuego a la entrada de las escuelas públicas, y donde es legal ejecutar en la silla eléctrica a un retrasado mental o a un menor, pero no permitirles que fumen un cigarrillo antes de morir."
Vicente Garrido en su libro El psicópata afirma lo siguiente: "Si las películas nos ubican en su mundo, algunos jóvenes corren el riesgo de querer vivir siempre en ese mundo"