jueves, 20 de junio de 2019

SALVO EN CASOS AISLADOS, LOS PROGENITORES NO SON CULPABLES

Vicente Garrido es claro en este tema: "Cuando los padres han hecho todo lo que estaba a su alcance, de ningún modo se les puede atribuir la psicopatía de sus hijos. De hecho, sería dudoso hacerles plenamente responsables de este trastorno, aun cuando hubieran sido buenos padres, con la excepción quizás, de aquellos niños sometidos a vejaciones y a un clima de terror inductores de insensibilidad y de egocentrismo."
Cleckley lo explica del siguiente modo: "Yo no creo que un tratamiento paterno equivocado hacia sus hijos, o un determinado "gran error" cometido en su educación pueda ser responsable del desarrollo de este desorden en sus hijos....Durante los últimos años se ha hecho popular hacer responsables a los padres, de modo frívolo y sin justificación, de cualquier cosa desviada o perjudicial que realicen sus hijos. Junto a ello, también ha tenido fortuna la idea de que la sociedad es responsable, y no el delincuente, de los asesinatos, violaciones y robos que se suceden habitualmente"
Respecto de este tema educativo, está claro que la etapa de 3 a 6 años es clave para la formación de la persona de manera correcta, si en esa etapa uno de los progenitores o ambos le dicen frases propias de psicópatas y ese niñ@ aparte tiene una predisposición genética pues ya tenemos una personalidad que va a crecer deformada y va a seguir así, por desgracia el resto de su vida. En el caso del maltrato machista solo se rehabilitan un 1% de los que forman parte de estos planes de rehabilitación.
En mi opinión la sociedad debe denunciar ante la justicia los actos de maltrato, no puede recaer la denuncia en las víctimas, tod@s somos testigos y tenemos que actuar. Los actos antisociales y el maltrato son una lacra para toda la sociedad y es ella la que debe detectarlos y denunciarlos. No vale mirar a otro lado y que lo resuelvan las víctimas. Nadie se atrevería a denunciar a un etarra o a un yihadista, ¿por qué la mujer tiene que hacerlo?